El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, fue internado de urgencia en la madrugada del lunes en la ciudad de San Pablo para ser sometido a exámenes ante una posible obstrucción intestinal y por el momento no tiene previsión de alta, aunque su estado fue calificado de “estable”, según informó el parte médico.

“El presidente Jair Messias Bolsonaro ingresó en la unidad a la madrugada de este lunes debido a un cuadro de suboclusión intestinal. Está estable, en tratamiento y será evaluado durante la mañana. Por el momento, sin previsión de alta”

Anteriormente se había manifestado brevemente en mensaje a los medios la Secretaría de Comunicación del Gobierno y uno de los médicos del jefe del Estado.

“La Secretaría de Comunicación del gobierno informa que el presidente se encuentra bien y que más detalles serán divulgados posteriormente, cuando se actualice el parte médico”, reportó un mensaje divulgado a la prensa por el Palacio del Planalto.

Bolsonaro, de 66 años, debió interrumpir a la 1.30 de este lunes sus vacaciones en Sao Francisco do Sul, Santa Catarina, para trasladarse al hospital privado Vila Nova Star, de San Pablo, en un avión de la Fuerza Aérea junto con su familia y comitiva.

Bolsonaro está haciendo chequeos en el hospital VIla Nova Star, en el barrio de Vila Olimpia, zona sur de San Pablo, donde ya fue operado por el mismo motivo en julio de 2020, producto de las complicaciones generadas por el atentado a cuchillo sufrido en la campaña electoral de 2018, cuando sobrevivió a un ataque que perforó parte de su estómago.

El cirujano Antônio Luiz Macedo, quien operó a Bolsonaro en septiembre de 2018 y lo está siguiendo clínicamente, anunció al portal UOL que regresará de sus vacaciones en Bahamas para ocuparse personalmente de la salud del presidente.

Comparte en :
Abrir chat
Hola! Gracias por comunicarte con A919-TV
¿Cómo podemos ayudarte?